Conducir en Israel en coche de alquiler

Conducir por Israel es como conducir por España, no vais a notar apenas la diferencia y, a pesar de que el transporte público en el país no es caro y tiene buenos horarios, para ir a determinados destinos el coche es un ahorro en tiempo y dinero, además de la independencia que proporciona.

    CONTENIDOS
  1. Alquilar un coche en Israel
  2. ¿Qué saber para conducir por Israel?

Alquilar un coche en Israel

Tras un estudio previo sobre las diferentes compañías de alquiler de coche en Israel nos decidimos por Cal Auto, tanto por su precio como por las opiniones de otros usuarios, aunque no conocíamos personalmente a nadie que hubiera alquilado con ellos.

La compañía tiene oficina en el centro de Tel Aviv, pero durante el shabat está cerrado con lo que hay que optar por la que se encuentra en el aeropuerto de Ben Gurion, si os pasa como a nosotras y llegáis el viernes por la tarde.

El mostrador se encuentra en la primera planta y el parking justo enfrente a la salida de la terminal 3. Tened en cuenta que todos los coches son automáticos.

Otra de las razones que nos hizo decantarnos por esta compañía es que en su web venían todas las opciones para contratar el seguro. Procurad hacerlo siempre desde la web de la compañía en concreto, ya que los buscadores de alquiler de coches siempre dan la opción de un seguro plus pero no es el seguro a todo riesgo del vehículo y os tocará contratar este adicionalmente.

En nuestro caso el alquiler del coche con el seguro a todo riesgo, lunas, robo y asistencia en carretera nos costó 420 dólares para diez días.

Nuestro plan inicial era ahorrarnos dos días y alquilar el coche desde Jerusalén una vez visitada la ciudad, pero económicamente nos salía por el mismo precio, ya que si no teníamos coche desde la llegada tendríamos que pagar el transporte de Tel Aviv hasta Jerusalén y, además, el recargo de coger el alquiler en una ciudad y devolverlo en otra, con lo que el precio iba a ser parecido.

Importante: independientemente del seguro contratado, las compañías israelíes de alquiler retienen un depósito de cerca de 1000 euros. Nosotras no lo sabíamos así que fue una sorpresa, pero no os preocupes que en el mismo momento de la devolución del coche, el depósito se devuelve.

¡¡AVISO!! La devolución del coche no se hace en el mismo parking. A nosotras no nos lo dijeron con lo que nos volvimos loquísimas buscando como entrar de nuevo a ese parking. Así que os tendréis que dirigir directamente a la Terminal 1 y seguir los carteles naranjas que indican la zona de alquiler de coches, ahí veréis una dársena grande con las oficinas de todas las compañías. Ellas mismas os llevaran a vuestra terminal en una furgoneta.

Conducir por Israel

¿Que saber para conducir por Israel?

  • Es muy fácil, no requiere ninguna habilidad diferente y las carreteras se encuentran en muy buen estado.
  • Se conduce por la derecha, igual que en España.
  • No hace falta carnet de conducir internacional, es suficiente con el español, pero con una validez de al menos 1 año de antigüedad.
  • La edad mínima es de 21 años y la máxima de 75.
  • La velocidad en autovía es de 110 km/hora, sin embargo, hay trayectos en los que se reduce a 70.
  • Hay semáforos en las autovías. Llama bastante la atención que haya que parar de golpe para que otros coches se crucen, ya que no hay cambios de nivel.
  • Tienen mucha tendencia a usar el claxon.
  • Las señales en tres idiomas: hebreo, árabe e inglés.
  • Gasolineras hay por prácticamente todos los sitios, incluso en la ruta hacia Eliat. El precio de la gasolina en Israel es de unos 6.25 ILS. No os asustéis si pagáis con tarjeta, hacen un cargo desorbitado en vuestras cuentas que no tiene ninguna relación a los litros suministrados. Transcurridos unos días se devuelve la diferencia, así que es importante guardar los tickets por si acaso.
  • Muy importante: EL SEGURO DEL VEHÍCULO NO CUBRE LA ENTRADA EN TERRITORIO PALESTINO (CISJORDANIA Y GAZA) NI EN OTRO PAÍS, ESPECIALMENTE JORDANIA, donde nos avisaron que el coche podía acabar destrozado en cuanto vieran la matrícula israelí. Eso no significa que no se pueda entrar, pero desde luego no es recomendable.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies